Secretos sobre la coloración de cabello masculina

Teñirse el pelo es en la actualidad algo cada vez más habitual entre los hombres, pero para que puedas hacerlo de forma correcta, hoy desde Punto Fape te contamos los secretos sobre la coloración de cabello masculina y cómo dar el primer paso si es tu primera vez.

Ya sea para cambiar el tono del cabello, disimular las primeras canas o renovar el look con unas mechas, los tintes en casa o en la peluquería se han metido en la vida de los varones que quieren estar a la moda.

Pero, ¿cómo dar el primer paso? La pregunta es pertinente pues los hombres tienen un cabello diferente al de las mujeres, por lo general es menos resistente y un poco más graso. Además, los hombres sueles lavarse el pelo diariamente a pesar que la recomendación es no superar los cuatro lavados semanales para evitar que el cabello se vuelva más graso.

En cuanto al tinte masculino, lo primero a tener en cuenta es la longitud pues los tiempos difieren y esto influye en el modo de aplicar el producto, sobre todo si previamente es necesario decolorar para cambiar el tono de base.

También, es imprescindible leer bien las instrucciones de uso del producto si se va a realizar el proceso de decoloración y tinte posterior en casa. Otra opción es ir a un estilista profesional sobre todo la primera vez.

Cabe recordar además que el tinte suele mantenerse entre 4 y 6 semanas impecable y después es necesario hacer algunos retoques con sesiones de coloración regulares para que el pelo luzca siempre saludable y perfecto.

Elegir con cuidado cada producto es importante, si se va a llevar a cabo la coloración en casa. Antes de aplicar el tinte o el producto decolorante es necesario hacer una prueba para comprobar si no se es alérgico.

Asimismo, a la hora de elegir el tinte la recomendación es optar por los “semi-permanentes” que son menos agresivos y el resultado final es más natural, pues los tinten permanentes suelen ser más oscuros y el efecto dura unos 15 lavados antes de realizar los retoques en la zona de raíces.

Existe también otra alternativa, para los menos arriesgados, y esto es el baño de color que se aplica igual que el champú, es a base de sustancias vegetales y menos agresivo que los tintes químicos, a pesar que los resultados duran menos tiempo.

Después de la coloración del cabello es necesario utilizar champú y acondicionar para cabello teñido pues solo ese tipo de producto ayuda a prolongar el color y mantener el brillo durante más tiempo.

En cuanto a la frecuencia de lavado del cabello después de hacer una coloración, los especialistas recomiendan espaciar los lavados para evitar que el tinte desaparezca o bien el color comience a tener menos vida.

Un buen truco es lavar el cabello cada dos días y utilizar el resto del tiempo un champú seco de los que existen en el mercado.

Y por último, utiliza siempre para lavar el cabello con coloración agua tibia ya que el agua caliente hace que la cutícula del cabello se abra y por lo tanto el color se desprende más fácil del pelo.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here