Cosméticos para depilarse el torso sin sufrir

No es un secreto para nadie, la depilación está de moda en los hombres. La depilación de las axilas, del torso, pero también del pubis. No es casualidad que según una encuesta realizada hace pocos años, 9 de cada 10 mujeres afirmen que prefieren a los hombres con poco vello o depilados.

Hoy en día es fácil acudir a un instituto de belleza para depilarse el cuerpo, aunque los hombres siguen poniendo más reticencias a la hora de rasurarse el pubis o la zona que existe entre los glúteos.

Si el torso con vello era hasta hace algunos años un signo de virilidad, ahora se ha convertido en una cuestión de gustos. A algunos hombres les gusta, a veces, mantener su vello indemne, pero otros prefieren, en otros momentos, optar por una piel totalmente lisa. Esto es cierto para las axilas, el pubis, o el torso.

Para mantener un torso depilado conviene adoptar un método suave, evitando las irritaciones, los vellos enconados, o los granos que suelen aparecer después del rasurado.

Depilación

Conviene saber que existen diferentes métodos de depilación, pero que no están forzosamente adaptados para el rasurado de los vellos del torso. La depilación a la cera, o la depilación eléctrica, es un método mucho más doloroso en esta parte del cuerpo, por lo que algunos prefieren mantener el vello natural.

El rasurado manual, rápido e indoloro, presenta algunos inconvenientes. Puede irritar la piel más frágil y provocar la aparición de granos, reacción natural a la agresión sufrida por la piel.

Además, cuando el vello vuelve a crecer, pueden aparecer pelos enconados, o dicho de otra forma, pelos que crecen por debajo de la piel, lo que puede ser bastante doloroso.

Para un torso perfectamente liso, el método ideal es la depilación eléctrica, porque corta lo más pegado a la piel los vellos, sin arrancar el bulbo. De esta forma se evita cualquier riesgo de irritación y, sobre todo, los inconvenientes cuando el vello vuelve a crecer por debajo de la piel.

Existen máquinas eléctricas de rasurado ideales para un corte del vello del torso lo más pegado posible a la piel. Este tipo de máquinas permite obtener una piel perfectamente lisa, sin riesgo de cortes, incluso cuando se pasa por encima del pezón.

Antes de rasurarse, conviene preparar la piel. Para ello, lo ideal es utilizar un exfoliante suave como un guante exfoliante, y frotarse el torso en el sentido contrario al del crecimiento del vello con el fin de levantar el pelo pegado al torso y eliminar la piel muerta.

Una vez la exfoliación efectuada, se puede comenzar el rasurado. No hay nada más sencillo que esto, puesto que basta con pasar la maquinilla eléctrica por el conjunto del torso, sin importar el sentido, y sin riesgos a sufrir un corte. A medida que el rasurado se efectúa, conviene frotar el torso con una toalla para retirar el pelo cortado.

Para finalizar, conviene utilizar una solución antiséptica con el fin de desinfectar la piel y evitar las microinfecciones que conllevan la aparición de granos. No conviene olvidar que el rasurado del torso con máquina eléctrica no es definitivo. Si se desea desprenderse del vello del pecho de manera definitiva, la depilación a la luz pulsada es la técnica más recomendable.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here